0

Tu carrito está vacío

Una de las cosas que más les gusta a los niños es poder compartir ratos con sus padres. Y otra de las actividades preferidas de los niños es la de poder salir de casa y conocer lugares nuevos. Tengamos en cuenta que están en una fase exploratoria y de aprendizaje en la que necesitan la mayor interacción con el medio ambiente para poder aprender conseguir un desarrollo lo más saludable posible.

Algo tan sencillo como salir de paseo con los hijos cada vez que se pueda es una forma de ayudar en su desarrollo, así como ofrecerles una gran cantidad de estímulos que le enfrentarán con el mundo y le ayudarán a conocer y manejar gran cantidad de situaciones.

Dar un paseo con tu hijo

El paseo debe realizarse bajo las condiciones necesarias en las que el niño no sienta mucho frío o mucho calor, así como tener cubiertas las necesidades de alimento y bebida que pueda requerir durante la actividad.

El niño debe evitar ya desde pequeño estar encerrado en casa. Pasar del colegio a casa y de casa al colegio sin más vista que las aulas y las habitaciones de casa, puede ser causa de problemas emocionales en la infancia. 

Ellos necesitan salir al aire libre, conocer su entorno y manejarlo, y compartir experiencias con sus padres no sólo en casa sino también en otros lugares. No hay que olvidarse de los beneficios físicos de andar para nuestro hijo y que empiece a tener una vida lo menos sedentaria posible.

Programar un paseo en familia

Antes de salir a pasear en familia, es importante que planees bien esta actividad, ya que el niño requiere, como hemos dicho antes, de necesidades como comer, beber, descansar, etc. Pero también necesitan jugar y conocer su entorno y con el paseo se pueden realizar estas actividades. Elige bien el lugar. 

Hay parques en todas las ciudades preparadas para que los niños puedan jugar y estar seguros. Es importante elegir también un buen horario dependiendo de la estación en la que nos encontremos. En verano no es conveniente salir en las horas centrales del día, por ejemplo.

 

 

Estar bajo la luz del sol, notar el aire en las caras, tocar la tierra con los pies y con las manos, son actividades mas que necesarias para la salud emocional y física de nuestros hijos. 

No olvides cada día de buscar un hueco, siempre que el tiempo lo permita, para salir de paseo con tus hijos. Si tienes alguna idea de actividades para hacer con niños para compartir con nosotros no dudes en mandar tus comentarios. 


Suscríbete